Disfagia y disartria: un abordaje clínico-práctico.

La disfagia y disartria (dificultades o molestias para deglutir, tragar y articular sonidos o palabras) son patologías de aparición frecuente en las personas con discapacidad.

En una deglución normal participan 25 músculos y 5 pares craneales diferentes. Si se controla y se tiene conciencia del mecanismo normal de la deglución resultará más fácil comprender por qué pueden surgir problemas en este proceso y cómo solucionarlos, e intervenir en una situación de urgencia. 

Los músculos de la boca, la cara y el sistema respiratorio se pueden debilitar, mover con lentitud o no moverse en absoluto tras la afectación del sistema nervioso. La persona con disartria puede exhibir cualquiera de los siguientes síntomas, dependiendo de la magnitud y ubicación de la lesión al sistema nervioso:

  • “Arrastrar” las palabras al hablar
  • Hablar muy bajito o ser apenas capaz de susurrar
  • Hablar con lentitud
  • Hablar con rapidez y “entre dientes”
  • Movilidad limitada de la lengua, los labios y la mandíbula
  • Entonación (ritmo) anormal al hablar
  • Cambios en el timbre la voz (voz “nasal” o sonar “tupido”)
  • Ronquera
  • Voz entrecortada
  • Babeo o escaso control de la saliva
  • Dificultad al masticar y tragar

   Para mejorar la deglución, evitar atragantamientos y conseguir una mejora del habla, el próximo miércoles 14 de marzo, a las 9 de la mañana, realizaremos en AMDEM un curso sobre Disfagia y Disartria, a cargo de María  Ródenas, logopeda con gran experiencia en pacientes con discapacidad física. Tendrá una duración aproximada de 3 horas y un coste de 12 €.

Las personas interesadas en asistir deberán comunicarlo al Servicio de Fisioterapia de AMDEM, a la mayor brevedad posible ya que las plazas son limitadas.